Ascensión al Cilindro

Esta vez la preparamos, la buscamos y la conseguimos, la Ascensión al Cilindro de Marboré, es una de esas actividades que no se olvidan y se tienen de referencia.

Sin ser una montaña extremadamente complicada si tiene un pasito que nos hace esforzarnos y ser prudentes.

Ascensión al Cilindro desde Goriz

La Ascensión al Cilindro de Marbore, es todo un reto para cualquier amante de la montaña y de Ordesa en concreto

Una actividad poco difícil pero con entidad suficiente y que requiere de experiencia en montaña, un paso de II+ en el acceso a la parte superior nos espera para ponernos a prueba

Rapel en el Cilindro de Marbore
David rapelando el paso del Cilindro

Ficha Técnica:

Actividad:Ascensión alpina
Dificultad:PD Poco Difícil
Altitud máxima:3.325 m.
Distancia:5 km Ida
Desnivel:1.123 m.
Vía utilizada:Vía Normal
Etapas:Dos
Tiempos:9 horas ida y vuelta
Material:Equipo completo: Ropa adecuada, crampones, piolet, casco, arnes y cuerda de randone
Epoca Recomendada:Primavera o verano
Niños:No
Perros:no
Destacable:Pasos de II II+ en el collado del Cilindro
Track:Wikiloc
Mapa:Hoja Monte Perdido 1:15.000 Sua Ediciones

También te puede interesar:
Ascensión Monte Perdido / 4 Dias en Ordesa / Subir el Midi /
Poset por espadas / Invernal al Tobacor

Como es la ascensión al Cilindro:

En la ascensión clásica al Cilindro tenemos una ruta dura pero alcanzable, con una ascensión continuada potente, que culmina con un par de resaltes en la zona alta que nos hacen esforzarnos. Si bien no es una montaña con grandes dificultades si es un pasito más en lo que a rutas clásicas se refiere, sin la peligrosidad de la escupidera de su vecino el Monte Perdido, el Cilindro se defiende obligándonos a trepar para llegar hasta su arista final.

Comenzamos la Ascensión al Cilindro:

Para esta ruta lo habitual es llegar el día de antes al refugio de Goriz, al cual podemos llegar desde la Pradera de Ordesa, por la ruta que recorre el valle hasta Cola de Caballo, subir por encima de esta continuando el GR 11 para llegar al refugio.

Pasar la noche en esté y madrugando lo suficiente salir ha hacer cumbre con las primeras luces del día.

De Goriz al Lago helado:

Esta primera parte de la ruta es compartida con la ruta clásica de ascensión al Monte Perdido, por lo que habitualmente esta muy concurrida.

Saldremos del refugio en dirección este para girara hacia el norte he ir superando unas gradas que hace el terreno, siempre en constante ascenso, manteniendo a nuestra derecha La Punta de las Escaleras de 3.037 metros. En esta misma dirección continuamos hasta llegar a la zona conocida como la Ciudad de Piedra, donde caminaremos entre grandes bloques.

Superada esta zona solo nos restara, ascender hasta llegar al Lago Helado, lugar en el que tendremos a nuestra derecha el Monte Perdido, y a nuestra izquierda el Cilindro de Marboré

Reunión del Cilindro
Preparando el Rapel

Del Lago al brecha del Cilindro

Desde el lago ya vemos nuestra próxima etapa a nuestra izquierda según llegamos. De ser invierno una potente pala defiende la ascensión al Cilindro, y en verano una pedrera infernal, que nos hará sudar para superar su desnivel y poder llegar a la brecha, un pequeño collado donde encontraremos los pasos de II o II+ dependiendo por donde se acometan.

En la Brecha del Cilindro:

Una vez encaramos la ascensión de este resalte de unos 20 metros, tenemos que decidir si hacerlo por la derecha, o por la izquierda. Justo antes de pasar el colladete, en la parez aparece una hendidura que permite escalar por ese largo paso de II+ teniendo equipadas dos reuniones con químicos, esté fue el que nosotros estimamos idoneo dado el dia de intenso viento, y lo nevado del terreno.

Lo escalé con crampones y sin darme cuenta me salte la primera reunión llegando hasta la segunda sin equipar nada, por lo que he de decir que fue más sencillo de lo que yo esperaba, eso si, para bajar montamos un rapel hasta ala base

De la Brecha a la cima del Cilindro:

Una vez montados en la amplia parte superior del Cilindro de Marbore, avanzaremso por la loma superando algun paso sencillo de I+, sin viento y sin nieve no tiene que presentar dificultades importandes a quien esté habituado.

La mejor recompensa son las vistas sobre el Monte perdido, justo en frente de donde estamos, un lujo que no todos los que suben al Perdido se permiten en ver

Regreso:

El regreso lo haremos por la misma ruta de Ascension al Cilindro, eso si rapelando en la Brecha por prudencia, si bien es fácil de destrepar un resbalón sería fatal.

Nosotros decidimos hacer el Perdido al Bajar del Cilindro, ya que el día no era bueno por viento y no había casi gente por lo que aprovechamos esa oportunidad que pocas veces se da en montañas tan conocidas.

A %d blogueros les gusta esto: